estudiantesrd.com.do

Archivos descargables

PDF, VIDEOS ETC...

+1 829-864-3732

24/7 Atención al cliente

LUN - LUN: 12:00AM - 12:00AM

Web disponible

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

Ramón Fernando Villalona Évora

 

Nació el 7 de mayo en 1955, en la Matas de Santa Cruz en Monte Cristi,  Cantante; músico Dominicano. Aunque creció en Loma de Cabrera, pueblo con quien se indentifica. Se le considera uno de los merengueros más exitoso de todos los tiempos y el más carismático, ídolo de jovenes , niños y  adultos.
Sus primeros años de vida transcurrieron en el municipio de Loma de Cabrera de la provincia de Dajabón, en donde cursó sus primeros estudios, dando inicio a sus actividades artísticas. Con el despuntar de los años 70, inició la carrera de quien es considerado en República Dominicana, como uno de los máximos ídolos merengueros de la últimas tres décadas. Fue durante un festival de la voz que se desarrolló en el teatro de Bellas Artes de Santo Domingo, cuando el mozalbete, de apenas 15 años, obtuvo un quinto lugar, pero logró el primer lugar en la preferencia del auditorio. Desde entonces, Fernando Villalona ha sido el consentido de la música de su país. Nando como le llamaban al chico, empezó a destacarse en veladas infantiles, hasta que asistió como representante de su pueblo al mencionado festival.
Mimado por la crítica y por el público, Villalona inició sus pasos de la mano del compositor Rafael Solano, creador de la canción »Por Amor». Grabó varios temas, y aún siendo adolescente, volvió a Loma de Cabrera, ya que su padre se mostraba preocupado por que permaneciera solo, a tan corta edad en una capital donde no tenía familiares.  Un nuevo proyecto, la orquesta Los Hijos Del Rey, hizo que Villalona, se reincorporara a la música, debutando con gran éxito junto a las famosas estrellas de La Fania All Stars. Aunque debutó como baladista, Villalona desarrollaría muy pronto, su estrellato al amparo del merengue, el ritmo folclórico por excelencia de los dominicanos.   El cantante ocupó de inmediato las listas de éxitos y fue labrando lo que ha sido una de las trayectorias artísticas más importantes del merengue dominicano en los últimos tiempos. 
 
Su Significación artística
 
El Mayimbe, como nombre con el que se le conoce popularmente, es un apelativo de origen cubano con que se designa al principal exponente de alguna actividad, ha sido un fenómeno de popularidad incomparable.
 
Una fanaticada incondicional y un protagonismo de primera magnitud han colocado a Villalona en el sitial más importante del merengue. Con una veintena de álbumes, recoge un amplio y variado repertorio de Hits que incluyen tanto merengue como cumbias, bachatas, boleros y baladas.
 
Entre los numerosos galardones obtenidos a lo largo de su brillante carrera, Villalona ha obtenido el codiciado Premio ACE que otorga la crónica de arte hispana de New York.
 
Villalona, es poseedor de un avasallador carisma, de una enorme vitalidad escénica, y de un estilo inconfundible. Ha alternado en escena junto a figuras de primer orden de Latinoamérica. Además de intérprete, el artista ha dedicado parte de su tiempo a componer, siendo varios sus éxitos como Delirante Amor que es una de sus baladas que más ha gustado al público de distintas latitudes.
 
Como expresión, Fernando Villalona, es un fenómeno auténticamente dominicano, ya que pese a sus grandes dotes, por distintas razones mercadológicas, por escándalos en su vida personal, no ha logrado trascender más allá de las fronteras dominicanas (A excepción de la diáspora dominicana, que le ha reclamado en New York, Puerto Rico, Venezuela, entre otros países). Esto, sin embargo, lejos de ser un revés en su carrera, constituye su fuerte, toda vez que su signficación como artista, que conecta fácilmente con el sentimiento de los dominicanos, es un fenómeno no conocido antes por la historia artística de este pueblo.